Preocupa a los molineros el Fondo de Estabilización de Trigo

La Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM), entidad que nuclea el 96% de oferta interna y el 100% de las exportaciones de harina de trigo del país emitió un comunicado en el que expresa la inquietud sectorial por «la gravedad de los fenómenos inflacionarios ya transitados en diversas etapas de la historia económica argentina, que golpean el poder adquisitivo de la sociedad afectando de manera más profunda a las familias vulnerables vía el precio del pan». Con este marco indicaron que «El Fideicomiso de administración Fondo estabilizador del trigo argentino pretende «estabilizar el valor del trigo debido a factores externos que aumentaron significativamente su precio, procurando evitar que se trasladen estos aumentos a la harina de trigo, a todas sus variedades y derivados».

Y agregan que «estamos convencidos que este,  no es un instrumento que combata esta problemática, por ello hemos presentado oportunamente distintas alternativas en búsqueda de una herramienta que se aplique como política publica que asegure el objeto final que se plantea en este modelo».

«El sistema no favorece ni perjudica a ninguna empresa en particular,  puesto que las bondades y defectos del sistema aplican para todos los participantes de manera equitativa y proporcional a la molienda de cada uno; no obstante, las empresas observan con temor el funcionamiento del mismo dado las experiencias negativas con modelos que proponían soluciones similares», dijeron.

Finalmente, la mayoría de las empresas nucleadas en la federación ratificaron » su negativa a este Fideicomiso e instalan  la necesidad de abordar modelos alternativos de solución y dejan sujeta la decisión de participar o no a cada empresario molinero».