Analizaron los alimentos e insumos frente a la crisis geopolítica global

Se realizó el 9vo Simposio del Sur al Mundo: “Alimentos e insumos frente a la crisis geopolítica global”,  que contó con la participación de los más destacados especialistas de la región, quienes abordaron las consecuencias para Argentina y la región, de la invasión de Rusia a Ucrania, los efectos de la pandemia del Covid-19, el cambio climático y la amenaza de futuras crisis sanitarias.

El evento que fue conducido por el periodista Carlos González Prieto, y moderado por el director ​del Programa de Bioeconomía de la Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires (FAUBA) y profesor titular de la Cátedra de Agronegocios, Fernando Vilella, y el representante del IICA en Brasil, Gabriel Delgado, se transmitió a través de la página web simposiodelsuralmundo.com.ar .

La jornada comenzó con la charla introductoria: “Geopolítica de los alimentos en momento de crisis global”, a cargo del investigador en el Instituto Francés de Geopolítica, Olivier Antoine, y del analista y consultor en Negocios Internacionales, Marcelo Elizondo, quienes coincidieron en que “la tragedia pone nuevamente a la geopolítica de los alimentos en el centro”.

En este sentido, Antoine afirmó que en el actual contexto “Argentina puede ser uno de los favorecidos, solo depende de ella”; mientras que Elizondo destacó que “el liderazgo no está en manos de los países, están en las empresas”.

Posteriormente, el gerente de Estudios Económicos de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, Agustín Tejeda;  el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera de Argentina y del Centro de Exportadores de Cereales, Gustavo Idigoras; y el director general del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Manuel Otero, abordaron los impactos de la pandemia y el conflicto bélico europeo.

Idigoras explicó que “hay muchos nuevos compradores que buscan productos no sólo de corto plazo, sino también como producir en los largos plazos”, una cuestión que Otero amplió al señalar que “el IIICA ha lanzado un Observatorio de los Sistema Alimentarios, y con vocación de colaborar en coordinar acciones que atraviesan desde las políticas de ciencia e investigación, así como políticas públicas con énfasis en productores familiares y la promoción de los sistemas cooperativos”.

En el panel dedicado a los efectos del conflicto bélico en la geopolítica, el director del Comité de Agricultura en el Consejo Argentino de Relaciones Internacionales (CARI), Martin Piñeiro, advirtió que hay “un impacto en la seguridad alimentaria especialmente en países pobres por disponiibilidad, pero indirectamente en precios en todo el mundo”.

Por su parte, el ex secretario de Energía de Argentina, Jorge Lapeña, describió que “la guerra afecta a dos actores importantes para la energía ya que es un nudo relevante. Rusia tiene la mayor potencia en gas del mundo”, mientas que “Europa es importador neto y el 40% era de Rusia al momento de comenzar el conflicto”.

Del Simposio participó también el ex ministro de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento del Gobierno de Brasil, Roberto Rodrígues, quien advirtió que “la pandemia rompió las cadenas de producción aumentando los insumos y las maquinarias”.

El gerente de Asuntos Institucionales para el Cono Sur de Corteva Agriscience, Andres Beibe, y la especialista en agronegocios y directora de Desarrollo de Mercado CME Group, Roberta Paffaro, debatieron sobre los “efectos de la crisis sanitaria y bélica en los sistemas de producción y consumo mundiales”. En este sentido, Paffaro resaltó el rol de la mujer para “mejorar la gestión de las personas y la innovación”.

La representante del Centro de Estudios para el Desarrollo Federal (CEDEF), Mariana Stegagnini, moderó el panel sobre “Efectos ambientales”, que contó con el análisis del secretario de Innovación, Desarrollo Rural y Riego de Brasil, Fernando Camargo, y el especialista en Relaciones Económicas Internacionales, Félix Peña, quienes resaltaron la importancia de la integración regional.

El evento cerró con un panel sobre los principales desafíos de la bioeconomía en Argentina, donde disertaron el director de Insumos Agropecuarios de la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA), Victor Accastello; el Presidente de Maizar, Pedro Vigneau; y el CEO  de Bioceres, Federico Trucco, quien subrayó que «hay tecnologías que pueden ahorrar hasta el 35 % de los fertilizantes», al indicar que «la bioeconomía, la economía circular, los insumos biológicos son aspectos que toman impulso en este momento».